10
Dom, Dic

Dale un sabor exquisito a tus vegetales con estos trucos

Salud
Typography

Cocinar nunca ha sido lo que podríamos denominar una tarea sencilla.  Es más, conseguir equilibrar todos los alimentos entre el gusto exquisito de cada miembro de la familia es todo un reto, y más si agregamos a la ecuación vegetales.

Cocinar nunca ha sido lo que podríamos denominar una tarea sencilla.  Es más, conseguir equilibrar todos los alimentos entre el gusto exquisito de cada miembro de la familia es todo un reto, y más si agregamos a la ecuación vegetales.

Recordemos que la manera en la que el cuerpo humano asimila el gusto está ligado con el sabor que tienen las comidas. A todas cuentas, una medida injusta.

Cómo saben los alimentos es lo que da esa sensación de placer al comer.

Con los vegetales la cuestión es un poco diferente. Desde niños, quizá el rechazo hacia este grupo se haya acrecentado por la asociación que hacíamos entre lo que mamá nos daba de comer y lo que nuestra boca indicaba con respecto al gusto.

No obstante, hoy en día la cocina es más una cuestión de practicidad que de dedicación.

Desde el tiempo que tenemos para poder dedicarnos a cocinar, hasta las raras y elocuentes maneras en la que la cultura nos ha formado, hacen quepodamos dar sabor a los vegetales y de esta forma obtener sensaciones realmente plácidas al degustar.

Aquí tienes una lista de trucos ideales para que puedas aprovecharlos al momentos de cocinar.

Encontrar la mejor y más sencilla fórmula para aplicar en las preparaciones no tiene que ser más una cuestión que te haga perder el tiempo y tu esfuerzo. Aprende cómo y disfruta.

Trucos para dar sabor a tus vegetales

Salado, dulce, amargo, picante: Todo es posible
Cualquiera pudiera decirte que los vegetales son extremadamente nutritivos para la salud.

No obstante, eso nos lleva a otra pregunta, ¿por qué parece difícil consumirlos sin son tan buenos? Probablemente tenga que ver en algo con el estigma del sabor que producen en la boca.

Descubre aquí esta serie de pequeños trucos, cambios útiles para que tanto tú como aquellos que degustarán tus nuevas creaciones podáis disfrutar del sabor exquisito de los vegetales.

Dulce
Aunque te pueda parecer polémico, la mayoría de los vegetales tienen un contenido notable de azúcares distribuido en porcentajes por tipo.

Es decir, el rábano y la col, si bien son ambos vegetales, no tienen la misma cantidad de contenido de azúcar, y varían según la manera de prepararlos.

Ahora bien, los métodos de cocido seco, como asar o fritar, pueden contrarrestar cualquier amargura propia de los vegetales al caramelizar sus azúcares e intensificar su sabor.

Si los vegetales tienen una capa encima de aceite ocurre lo que se conoce como “efecto Maillard”.

El aceite caliente evapora rápidamente la humedad de la superficie. Como resultado, obtenemos verduras más suaves, con un exterior espectacular.

Asimismo, el sabor es todo un manjar entre la dulce y lo saludable, además de ser ideal para acompañar con otros ingredientes.

Salado
consejos para reducir el consumo de sal
Aquí entramos a un terreno plagado de subjetividad proliferante. Y es que salar las comidas tiende a depender del tipo de cultura previa de la que se provenga.

Por ejemplo, en la India, es común usar condimentos bien cargados (curry, ajo, cebollín, salsa de soja, pimientos picantes) para darle sabor característico.

No obstante, si eres del tipo de persona que ama la tendencia hacia la sal, con respecto a los vegetales tienes que saber utilizarla:

Con los hongos, cilantro, ajo o cebollas, hay que medir el uso de la sal. Estos ingredientes desprenden bastante sabor, y un exceso sería contraproducente.
En cambio, para tipos de acompañantes y comidas más dulces, como el calabacín, o la yuca, el uso de la sal es absolutamente recomendado.
Es cuestión de que lo pruebes y notes si tenemos o no algo de acierto.

Amargo
Los sabores amargos, por más sorprendente que pueda parecerte, te serán más útiles de lo que puedas imaginar. Gracias a elementos propios de su carácter amargo, contrastan con los sabores dulces.

La menta agridulce combinada con arvejas o guisantes y papas o el perejil en las ensaladas con salsas dulces son ejemplos obvios.

El comino, por ejemplo, es perfecto para acompañar las zanahorias asadas.

Picante

Con respecto a este truco, tienes que tener muy en cuenta que el uso desproporcionado de los elementos picantes en las comidas tiende a ser contraproducente para tu salud.

Aunque es justo recalcar que, si bien puedes medirte con su frecuencia en uso, el toque picante resaltará las comidas por su sabor potente y exótico.

El ejemplo más conocido de vegetal picante es el chile. Este pequeño ingrediente produce en las papilas gustativas una marcada sensibilidad y reacción.

Acompañado de otros vegetales le proporcionará a tus comidas un exquisito placer de sensaciones.

Ácido
En sí mismo, el sabor de los vegetales difícilmente contiene acidez al gusto del paladar humano.

Sin embargo, sabemos que en la cocina todo puede llevarse a cabo. Si deseas añadir un toque ácido a tu manera de preparar vegetales, el limón (que es una fruta) será tu mejor aliado.

Ya sea con algo de zumo, o con un toque para darle jugosidad, el resultado siempre se hará sentir.

Es más común encontrar el truco ácido en las ensaladas, y casi siempre al gusto de cada paladar. Al igual que con el aceite de oliva, el vinagre o la mostaza, la acidez es cuestión de mero gusto.

No olvides que cocinar es un arte que involucra libertad, creatividad, amor y dedicación.

Si decides ir por combinaciones más atrevidas entre vegetales y demás tipos de comidas, puedes hacerlo.

Fuente: MejorCS

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS

AGRODOSA

Adminisiones oct

Wind Ban300x250 1

LOGO OFICIAL 200x200